domingo, 10 de diciembre de 2006

Basta de represión en la calle

El pasado 28 de noviembre entró en vigor la ley “antibotellón”. La aplicación por parte del ayuntamiento de Sevilla, gobernado por PSOE e IU, se ha caracterizado por la brutal represión policial contra toda persona que estuviese en determinadas zonas de la ciudad, con o sin bebida, atentando directamente contra la libertad de reunión, recogida en el art. 21 de la Constitución el cual permite reunirse en cualquier sitio. (“Se reconoce el derecho de reunión pacífica y sin armas. El ejercicio de este derecho no necesitará autorización previa”). Tan sólo si la reunión se realizara en un lugar que cortara el tráfico haría falta comunicarlo previamente. Este derecho no te lo puede restringir ninguna ley.

La violencia empleada por la policía ha ido acompañada de la prepotencia propia de los cuerpos de seguridad, negándose en algunos casos a dar el número de placa (a lo que están obligados por ley), y a hacer uso de sus porras sin que hubiera una sola botella de por medio.

La ley, de ámbito andaluz, es tan ambigua que permite que te echen de la calle simplemente por estar (queda prohibida… "la permanencia y concentración de personas que se encuentren consumiendo bebidas o realzando otras actividades que pongan en peligro la pacífica convivencia ciudadana fuera de las zonas del término municipal que el Ayuntamiento haya establecido como permitidas")

L@s jóvenes no sólo tenemos dificultad para acceder a una vivienda y empleo dignos (derechos constitucionales también), sino que ahora tampoco podemos estar en la calle. PSOE e IU en lugar de proponer alternativas de ocio para la juventud sólo saben aplicar represión con objetivos electoralistas. Además, las zonas destinadas al botellón estarán gestionadas por empresas particulares con lo que estamos ante la privatización de los espacios públicos.

LLAMAMOS A LA DESOBEDIENCIA CIVIL
EXIGIMOS QUE IU DENUNCIE PÚBLICAMENTE LA REPRESIÓN POLICIAL
¡LA CALLE ES DE TOD@S!

1 comentario:

Anónimo dijo...

Campeón creo que te has comido el punto 2 del artículo 21: " 2. En los casos de reuniones en lugares de tránsito público y manifestaciones se dará comunicación previa a la autoridad, que solo podrá prohibirlas cuando existan razones fundadas de alteración del orden público, con peligro para personas o bienes."
La calle es de todos, cuídala


Visitas:  [ver contador]